LIPO LASER

lipolaser, la liposuccion, liposuccion laser precios, precio de una lipoescultura, cuanto cuesta una liposuccion, cuanto sale una liposuccion en argentina, cuanto sale una liposuccion,
ampliar informacion

La Lipolaser asistida por laser también llamada lipoescultura laser , consiste en aplicar un equipo laser en las capas de grasa utilizando una fibra óptica y diferentes cánulas según la zona a tratar. La lipoescultura laser utiliza una formula tumescente para filtrar los tejidos y facilitar la eliminación de la grasa. Esto a su vez reduce el riesgo de daño a los vasos sanguíneos y nervios, lo que podría dar lugar a algunos hematomas en la piel.

El principio de funcionamiento de este tratamiento es la emisión de ondas vibratorias u ondas de choques que se transmiten por medio de los tejidos con distinta velocidad según la organización de los mismos. A nivel de los tejidos sólidos como el adiposo, provocan aumento de temperatura, vasodilatación, estimula la microcirculación, aumenta el metabolismo, reduce la fibrosis y el tamaño de los hematomas.

Sitios más dificiles

Las zonas que más se demandan para lipoesculpir resultan las caderas, el vientre, contorno de abdomen, las rodillas y el rostro interno de las piernas. Esta última zona tiene la necesidad de más incisiones. Así que no hay que desesperar.

Si ya has hecho de todo para lograr que estas zonas vuelvan en su estado original para que tengan un estado que no tuvieron nunca, atacalas con la lipoescultura.

Además, lo mejor de cualquier es que es un tratamiento definitivo y que solo un 0, 1% de la grasa sabe reproducirse.

Recuperación del tratamiento Lipo Laser

El periodo de recuperación obedece de la extensión de la lipoescultura laser y varía un poco entre los diversos pacientes. Es decir, tras una lipoescultura abdominal, multitud de pacientes necesitan varias semanas para tornar progresivamente a sus actividades normales. Después de una lipoescultura corporal, se requiere 3 a 4 semanas si desea realizar deportes.

Es otra moderna técnica que usa la energía láser para fusionar la grasa y adaptar mejor la piel , disminuyendo las irregularidades de la misma. Utiliza una sonda por la cuál se trasmite la energía del láser dentro de la cánula de lipo, pudiendo de esta manera llegar hasta la célula grasa y poder destruirla para su posterior aspiración. Usando esta aparatología, de todas formas se complementa con la liposucción convencional.

Esta técnica es un principio con el objetivo de obtener la apariencia que deseas

Esta técnica no cambia la vida a nadie, pero aporta unos beneficios excelentes cuando no se entienda como un punto y final, sino como un comienzo. Son los cirujanos plásticos quienes la realizan, pero previamente explican a sus pacientes que no deben entenderla como una licencia para portarse mal para siempre, sino conforme un estímulo para, a razón de una alimentación saludable, ejercicio físico, etc., conservar los resultados para siempre porque si no, estos resultados difícilmente se mantendrán.

La aplicación de la técnica de lipolaser se encuentra recomendada para los seres humanos que hagan actividad corporal con regularidad pero no consigan bajar el volumen en zonas concretas. En cambio, este proceso no se recomienda para personas cuya piel no tenga una buena ductilidad, ni tampoco para personas que hayan perdido una gran dosificación de peso recientemente y tengan problemas de desmesura de piel. Igualmente, si desea mantener las ventajas del tratamiento, es esencial no ganar peso nuevamente.

Tratamiento Lipoescultura

Como es el procedimiento?

En la primera visita debe realizarse una reseña clínica exhaustiva (estilo de vida, enfermedades, medicaciones, alergias, etc. ), si desea descartar contraindicaciones consideraciones especiales que deban adoptarse y para evaluar si es posible llevarla a cabo con la máxima seguridad. Además se realiza una minuciosa exploración y medición de las zonas a tratar y también del estado de la piel.

Por consiguiente, se lleva a cabo en todos los pacientes que presentan grasa localmente acumulada, contra la cual no ha podido ni la dieta, ni la actividad física.

Es una técnica que puede alcanzar excelentes beneficios , sin depender tanto del procedimiento empleado, (lipoescultura convencional, ultrasónica, tumescente, etc. ); sino de una adecuada indicación y de la habilidad quirúrgica del cirujano.

Desde hace años, la grasa excedente extraída de caderas, flancos y abdomen, la reinyectamos en los glúteos, cumpliendo volumen y proyección de los mismos, en forma natural.